martes, 7 de julio de 2009

Laberintos asociados, laberintos disociados.

Un laberinto es una sucesión constante de decisiones tomadas, un conjunto de encrucijadas que conforman un reto, una elección de un camino, que para finalizar con éxito nos obliga a caminar al lado de la intuición, la creatividad y la determinación.

Y es a través del trabajo colectivo como hemos creado un laberinto asociado, uniendo ideas, pensamientos e imaginaciones dispares, hemos construido un laberinto que invitamos al espectador a recorrer.

Pero el del arte es a menudo un camino que se recorre en solitario, y quizás por eso, la línea argumental de cada artista es un intrincado laberinto de razonamientos y elecciones íntimas; de ahí que hablemos de laberintos disociados para referirnos a la obra individual de cada una de las personas que integran esta muestra.

Así pues, labyrinthus es una invitación a transitar por la
expresión artística, a imaginar, a explorar y conocer, tanto el trabajo en equipo, como el esfuerzo intimista y solitario de los componentes de ados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada